Las aplicaciones de citas de EEUU expulsan a los neonazis

De todos los pasos dados por las tecnológicas para aislar a los racistas, el que más ha llamado la atención es el de las aplicaciones de citas: se puede vivir sin Facebook, pero ¿sin amor?

Neonazis, supremacistas y otros militantes del odio en EE.UU. lo tienen ahora más difícil para encontrar pareja: aplicaciones de citas como “Ok Cupid” o “Bumble” han comenzado a expulsarles tras los sucesos de Charlottesville.

Las imágenes de la concentración racista en esa ciudad universitaria de Virginia hace dos semanas mostraron al país que los supremacistas no son solo hombres mayores, rurales y sin estudios, sino que también van a la universidad, no pasan de la treintena y llevan marcas de moda.

Muchos descubrieron el 12 de agosto al “supremacista milenial”: chicos de entre 17 y 37 años muy similares a cualquier otro joven de su generación pero que abrazan versiones renovadas de ideologías responsables de los momentos más oscuros de la historia.

En Charlottesville exhibieron su odio con antorchas y cánticos nazis, pero en la vida diaria se parecen mucho a cualquier otro joven de la generación del milenio: están enganchados a las redes sociales, hacen casi todo con su celular y buscan el amor en aplicaciones de citas.

Todo eso lo tendrán más difícil ahora porque les están cerrando la puerta las plataformas más populares entre los “mileniales”para comunicarse, pagar electrónicamente, alojarse, desplazarse o encontrar pareja: Twitter, Facebook, Instagram, PayPal, Airbnb, Uber, Lyft, Ok Cupid o Bumble.
De todos los pasos dados por las tecnológicas para aislar a los racistas, el que más ha llamado la atención es el de las aplicaciones de citas: se puede vivir sin Facebook, pero ¿sin amor?.

– La supremacía blanca o supremacismo blanco es una ideología que sostiene que la raza blanca (definida ésta por elementos biológicos, culturales e incluso morales) es superior a otras razas./Cortesía –

El primer paso lo dio una de las plataformas de citas más populares en Estados Unidos, Ok Cupid, al anunciar con orgullo el 17 de agosto que había expulsado al supremacista Christopher Cantwell.

“No hay espacio para el odio en un lugar donde estás buscando amor“, dejaba claro la empresa, que ha pedido a los usuarios alertar enseguida cuando se encuentren con perfiles de personas “involucradas en grupos de odio“.

A Cantwell lo reconoció una chica en el popular reportaje de Vice News sobre la violencia de Charlottesville y comunicó de inmediato a Ok Cupid que este joven la había contactado recientemente en la plataforma.

Las declaraciones de Cantwell tuvieron un gran impacto después de que otro de los neonazis de la concentración arrollara ese día con su automóvil a un grupo que protestaba contra su racismo, matando a una joven e hiriendo a 19 personas.

“Fuimos alertados de que el supremacista blanco Chris Cantwell estaba en Ok Cupid. En 10 minutos lo expulsamos para toda la vida”, indicó la empresa.

Cantwell se había convertido gracias al reportaje de Vice en una de las caras del odio racista en EE.UU.: las grandes cadenas de televisión, como CNN, repusieron durante días sus declaraciones, entre ellas, que no entendía cómo el presidente, Donald Trump, podía “dar su hija (Ivanka) a un judío” (su marido, Jared Kushner).

Sobre él pesaba incluso una orden de arresto del FBI por uso ilegal de gas lacrimógeno en las marchas de Charlottesville y acabó presentándose por su propio pie ante las autoridades.

Su rastro digital evidencia que la militancia del odio no le impedía estar muy activo en la búsqueda del amor: en su página web personal escribió varios textos sobre estrategias para ligar en Ok Cupid.

En un escrito de diciembre de 2014, se atrevía a decir a las chicas groserías como “si pones una foto tuya con tu amiga, asumo que eres la fea”, “si no estás interesada en el sexo, no estoy interesado en ti” o “si solo puedo ver tu cara (en las fotos), es que eres gorda”.

Tras Charlottesville, ni Cantwell ni otros racistas como él podrán usar más sus perfiles en Facebook, Instagram, Google (y Youtube), Ok Cupid o Bumble.

Otras plataformas de citas como Tinder o Match -que pertenecen a Match Group como Ok Cupid- aún no se han pronunciado al respecto, pero, como comentaban muchos estos días en las redes sociales, con actitudes tan ofensivas como las que exhibía Cantwell, estos jóvenes lo tendrán difícil para encontrar el amor de todos modos.